Hace unos días, 19 líderes de barras organizadas se reunieron con el viceministro del Interior y dirigentes de la Dimayor para dialogar en torno a la posibilidad de participar en un plan piloto donde se abrirían de nuevo fronteras y se permitiría el regreso de las dos hinchadas de fútbol a los estadios.
“Esto tiene que cambiar. Necesitamos construir confianza entre las partes para eliminar el cierre de fronteras en este espectáculo deportivo. Los barristas están dispuestos a cumplir los Acuerdos de Convivencia para volver a esa época del fútbol donde se veían las tribunas llenas con ambos colores". Afirmó Luis Ernesto Gómez, viceministro del Interior.
El primer desafío para la apuesta “tres Clásicos de Convivencia” era el juego Atlético Nacional Vs Millonarios FC. A pesar de la intención, las circunstancias no se materializaron por diferencias, mas no por falta de voluntad como lo declaró el viceministro del Interior:
“Las barras del equipo visitante no quisieron sumarse a esta propuesta. Ya contaba con el aval del alcalde de Medellín, quien ha dado un buen ejemplo de convivencia en los estadios, junto con las barras paisas. Desde el Ministerio del Interior avanzaremos en este trabajo con los aficionados de otras ciudades, generemos confianza y que más adelante todos los hinchas tengan la posibilidad de hacer parte de esta nueva etapa en el fútbol con seguridad”.
Aquí el comunicado de las barras tradicionales que manifiestan haber participado en el encuentro nacional de barras y en una reunión el pasado 12 de septiembre, en la que la misma Comisión Técnica Nacional de Seguridad, Comodidad y Convivencia los invita a ser parte del plan piloto:

Ahora bien, la Blue Rain publicó a través de sus redes sociales la posición de la barra ante los acontecimientos:
“Señor Viceministro, No quisimos participar? No, no es así, otra cosa es que no nos tuvieron en cuenta, por que pusieron trabas desde la alcaldía de Medellín (como raro) y querían hacer plan piloto con gente que no hace parte de las populares, cuando los de la problemática son las barras y la voluntad de este plan piloto sale de las mismas, cuando la mesa de trabajo esta construida tanto por Blue Rain como Comandos Azules y existe un real compromiso desde esta mesa, es lógico que se debería contar principalmente con nosotros. Si no nos tienen en cuenta a nosotros, los actores directos, no nos culpen por la clara falta de voluntad política de algunos gobernantes”.